Revela Ingrid Martz, la felicidad no está en un protagónico

La actriz Ingrid Martz precisó que le encantó que su personaje de ' Minerva' en la telenovela "Qué pobres tan ricos" le pudiera caer gorda a la gente por momentos, pero que al final de cuentas no terminaran odiándola.

En entrevista para el programa "Fórmula Espectacular" aseveró que desde que fue a hacer el casting, uno de los directores de esta telenovela de Rosy Ocampo, le dijo que si se quedaba con el personaje tendría que hacer una villana que no cayera mal, que la gente la quisiera a pesar de sus villanías.

"Y creo que se ha conseguido, la gente me odia por momentos, pero en general no me odia".

Describió a su personaje como súper influenciable, con poco carácter, que siempre ha hecho lo que la mamá le dice y nunca ha tomado una decisión por ella misma, "ella realmente estaba enamorada de ' Miguel Ángel' , estaba feliz de casarse con él, la pasaba bien, lo quería".

Y que ' Minerva' sí es interesada, pero porque tiene una madre que toda la vida le dijo que lo importante es el dinero, "pero es una copia y una muñequita de la mamá".

Tras esto y luego de que finalizaran las grabaciones de la telenovela, Ingrid Martz recalcó que físicamente no extrañará a ' Minerva' porque ella es totalmente diferente a su persona, "de hecho cuando me llamaron para el primer casting me pidieron un vestido pegadito, escotadito, corto, sexy y dije ' no me voy a quedar' ".

Y para el segundo casting le solicitaron un vestido más pegado, más corto y más escotado, por lo que tal cual como ' Minerva' apareció durante toda la telenovela, fue como llegó a esta prueba, por lo que ya no hubo un diseño de imagen posterior, pero "ni me visto así, ni me arregló así, ni camino así, ni me siento sexy, ni voy por la vida tratando de seducir a los hombres, entonces sí fue algo totalmente distinto a mí".

Por tanto, aceptó que al principio le costó mucho trabajo y estaba muy nerviosa, por lo que "nunca me había sentido tan estresada por un trabajo, pero eso es lo padre del trabajo, los retos, cuando realmente tienes que hacer algo totalmente diferente".

Sin embargo, aseguró que extrañará a ' Minerva' porque fue una parte suya y se encariño.

Por otro lado, y al ser cuestionada sobre si ha sido sencillo que después de hacer tenido un proyecto de protagonista entrar a las ligas de actriz de reparto, Ingrid Martz recalcó que no porque descubrió que la felicidad no está en un protagónico, por lo que no le interesa el primer crédito.

Reveló que cuando le llegó su protagónico con "Zacatillo, un lugar en tu corazón", no era el momento más feliz de su vida, ya que todas las miradas estaban puestas en ella y en contra de ella.

"No importa si tienes el primer crédito, importa en dónde estén, como te sientas, cómo estés viviendo tu personaje, lo bien que hagas tu chamba y lo bien que hagan su chamba los que están alrededor tuyo, creo que para que un proyecto sea bonito tiene que ser un todo, es un conjunto".

Respecto a la comida para celebrar el final de las grabaciones de "Qué pobres tan ricos", describió que se realizó en el Lienzo Charro del Pedregal, en donde hubo lucha libre y a todos los que formaron parte de este proyecto les dieron una figura de luchador en lugar de un Oscar, como una forma de agradecimiento, además de una rifa.

Y ahora, la actriz dijo que se dará tiempo para una buena rehabilitación, un viaje y dentro de dos meses regresar a lo que sigue en su carrera.

Señaló que la telenovela finalizará el próximo domingo 29 de junio, por lo que ya está preparado el programa especial, el programa de "Hoy" y de "Sal y pimienta".
Share on Google Plus

About Teresa Avance

    Blogger Comment
    Facebook Comment

0 коментара:

Publicar un comentario